¡NINGUNA NOVEDAD EN EDUCACIÓN!

luis-zamora-calzada-columna-2015

Luis Zamora Calzada.

¿Por qué no inicia Nuño una gran campaña en todo el país para echarle la culpa a Trump del estancamiento educativo en México? ─es moda actual para todo mal en el país─, para justificar lo que ya es un rotundo fracaso; con cualquier argumento no fundado ni motivado, trivial si quiere, con el uso de los medios a sus órdenes, posicionarlo como una gran verdad en los estados a través de sus secretarias de educación local, finalmente si la creencia viene del “jefe”, es verdad absoluta para todos los subordinados, así funcionan la mayoría de los asuntos en materia educativa, más si se agregan escenarios montados para el aplauso fácil.aurelio-nuno-mayer_0

Lo anterior para que ya dejen en paz a los maestros urgidos en recuperar su creatividad pedagógica ─hoy secuestrada por la administración educativa─, y se inicie la solución de los problemas instrumentados por la irracionalidad burocrática que administra a nivel federal y local las instancias gubernativas que atienden la educación pública que se imparte.

Es urgente dejar en paz también a las escuelas, ya basta de ocuparlos como fuentes de información de programas ajenos a su responsabilidad, hoy tienen al profesorado de cabeza ante las exigencias de entrega de datos que se suben a las temidas plataformas, quitando el tiempo para la docencia.

Hacen daño a la educación las contantes reuniones que van desde las que se organizan para el gobernador hasta las que se hacen para los representantes municipales, ya para entregar enseres para las escoltas, becas engañosas o tomar protestas a comités de alumnos para la defensa de derechos humanos, obligándolos a convocar y trasladar a padres de familia para la foto y el lucimiento personal del funcionario convocante, haciendo gastar un recurso que no tienen e interrumpiendo el trabajo áulico y la atención a los alumnos que es la razón de ser la escuela y que parecen olvidar quienes la administran.

Perjudican terriblemente las constantes salidas de los docentes autorizadas por la autoridad para repartir utilitarios de los diferentes programas de asistencia social, dejando a los alumnos sin clases; estas son algunas causas reales de los malos resultados que hoy indignan a Nuño.

Es extremadamente complicado para el gobernante y el funcionario aceptar que su mal llamada reforma educativa no representó ningún avance, desde su imposición legislativa generó grandes conflictos sociales al atacar a los maestros, pretendiendo coartar sus derechos laborales garantizados en las leyes del trabajo, perdiendo el tiempo en los últimos cuatro años de gobierno en la necedad de correr a los maestros, intensión impuesta como medio de control a un profesorado que es eminentemente social.

A cuatro años se pueden ver algunas fallas, se dejó para última hora el tema curricular que supuestamente se terminará de construir en 2017, hay una ausencia total de capacitación de maestro en lo que es su materia de trabajo, la docencia; no es útil prepararlos para aprobar un examen o encerrarlos en los ya aburridos Consejos Técnicos escolares mensuales, con la respectiva suspensión de clases; existe una infraestructura escolar desfasada a los planes y programas actuales y con grandes carencias, hoy en día existen miles de escuelas sin energía eléctrica ─que pretenden solucionar el año entrante desapareciendo 100 mil ubicadas en áreas rurales, que atienden grupos multigrado─, no hay un movimiento pedagógico cultural en nuestro país, existe un cúmulo de errores que llevarán a más retraso y conflictos del tejido social ocasionados por el tema educativo.

Por todo lo anterior resultan irresponsables diferentes comentarios de Aurelio Nuño Mayer, en entrevista a un medio nacional el martes seis de diciembre a las ocho de la mañana, respecto a los resultados del Programa para la Evaluación Internacional de los Alumnos (PISA), al señalar que “No hay ninguna novedad,.. son los resultados de los últimos diez o quince años, …los resultados pertenecen al viejo sistema educativo que teníamos, …si los resultados fueran muy buenos la reforma educativa no hubiera sido necesaria, …los resultados de la próxima prueba PISA vamos a tener resultados muy parecidos, …la siguiente prueba va a ser en marzo de dos mil diecisiete; …los grandes cambios tardan en madurar…la única diferencia es que hay una reforma educativa, …hay evaluación de los maestros…hay mayor profesionalización…cuándo vendrán los resultados, difícil saberlo…quizá en una década…el nuevo enfoque pedagógico iniciará en el ciclo escolar 2018-2019…los problemas …la oposición de quienes no han querido la reforma por defender sus privilegios…”, según su dicho.

Echar la culpa a otros, salida fácil y grave para la educación pública en el país, los resultados de la prueba (PISA) que se aplicó a alumnos de 15 años el año pasado no importan, si México ocupa el último lugar de los 35 países miembros y el lugar 56 de los 72 en que se aplicó tampoco es trascendente; los resultados insuficientes en ciencias, comprensión de lectura y matemáticas, únicamente son datos, parece decir la oficialidad.

Usted maestra, maestro, señores padres de familia  ¿qué piensan?, su opinión es importante al ser parte de la escuela pública.

 

Esta entrada fue publicada en Columnas y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *